¿Sabés qué significa “turismo sostenible"? La Organización Mundial del Turismo lo define como el turismo que tiene como objetivo ser responsable ante las repercusiones actuales y futuras en las dimensiones económicas, sociales y medioambientales para satisfacer las necesidades de los visitantes, de la industria, del entorno y de las comunidades anfitrionas. 
 
Actualmente este tipo de turismo está creciendo ampliamente debido a que los viajeros están más comprometidos con el cuidado ambiental, es decir, el impacto o la marca que cada uno deja sobre el planeta en los viajes. 
Es importante empezar a tomar conciencia de las acciones que se pueden llevar a cabo como turista para poder seguir disfrutando de los viajes sin dañar el medio ambiente. 
 
Como viajeros hay varias cosas que se pueden hacer, por eso queremos recomendarte 5 consejos para que te sumes a la iniciativa que revoluciona el modo de viajar y puedas convertirte en un turista sustentable:
 
1- Usar el tren siempre que sea posible: Muchos países tienen una gran conexión a través del transporte ferroviario y es una excelente opción para elegir una alternativa al vuelo en avión. Esta acción conlleva un gran cambio en las emisiones que se general al volar ya que emite sólo 14 gramos de dióxido de carbono y es el que transporta a más personas (según la Agencia Europea del Medio Ambiente).
 
2- Volar directo: ¿Sabías qué al despegar es cuando más se emiten gases de efecto invernadero? por eso es recomendable, en la medida de los posible, elegir vuelos directos antes que con escalas. 
 
3- Compensar las emisiones: Esta acción es una gran opción en el caso de que sí o sí debas viajar en avión. La manera de compensar es haciendo un aporte voluntario de una cantidad de dinero proporcional a las toneladas de carbono emitidas. Algunas aerolíneas ya ofrecen este servicio al hacer la compra de pasajes y también existen plataformas (por ejemplo, ceroco2.org) dedicadas a calcular la huella de carbono de acuerdo con el trayecto realizado en avión y habilita a que cada viajero elija la cantidad de toneladas de CO2 a compensar. 
El objetivo de esta iniciativa es destinar el destino a proyectos que reducen o absorben estas emisiones, como energías renovables, eficiencia energética, tratamiento de residuos, reforestación, conservación y prevención de la deforestación o mejora de prácticas agrícolas. 
 
4- Mantener los hábitos sustentables en todos los destinos: ¡La sustentabilidad no se toma vacaciones! Si ya adoptaste ciertos hábitos, mantenélos durante el viaje. El aporte que recibe el planeta al hacer estos cambios en el día a día es increíble. Hay que ser responsable en cuanto a no tirar basura en espacios públicos, respetar las políticas de separación de residuos del lugar, evitar utilizar plásticos de único uso, como bolsas, cubiertos, bandejas, vasos. Además, recomendamos llevar siempre una bolsa de tela, un vaso térmico, un tupper y cubiertos reutilizables.
 
5- Realizar compras responsables: A la hora de adquirir algún producto, recomendamos que sea de origen local ya que es una manera de respetar el medio ambiente evitando la huella de carbono emitida al momento de transportar productos internacionales. Además así beneficiarás a los grupos más vulnerables del lugar de destino apoyando la economía local. 
 
¡Sumate a esta iniciativa para seguir viajando y disfrutando del planeta de manera consciente y responsable!